Qué panorama!

Este es el panorama, en mi opinión.

Jueces del Tribunal Supremo indiscretos que dan a conocer sus intenciones a la prensa o que consienten que publique los pasos que ellos piensan dar en las próximas fechas.

Candidatos que denuncian obsesivamente a los medios públicos catalanes y mienten, manipulan y crispan, incitando a sus seguidores a odiar a quien no piensa como ellos, y lo hacen amparados por la más absoluta impunidad.

El iluminado presidente del gobierno de España, como un mago, se ha sacado de su chistera el argumento definitivo: “El voto útil es al PP catalán porque Albiol es el mejor candidato”.

Manuel Valls, ex primer ministro y miembro del Partido Socialista francés, apoya a Arrimadas e Iceta (¡¿?!). También debe estar tocado por la luz divina.

Derechistas más derechistas que los de derechas aunque digan ser de izquierdas, que mienten a conciencia, augurando un futuro oscuro y negro si ganan los independentistas. Saben que mienten, pero no les importa porque lo único que quieren y les vale es ganar al precio que sea.

Socialistas que optan por la frivolidad en sus mítines e intentan, por un lado, justificar su apoyo a un artículo cuya aprobación ha desatado la voracidad del monstruo para reprimir a los catalanes, censurar a los medios, coartar la libertad, desmontar las instituciones y , ahora, expoliar bienes culturales legítimamente adquiridos. Es decir, todo lo que es injustificable en el ideario de un partido que se dice de izquierdas. Por otra parte, echan las culpas de todos los males a los anti sistema y aseguran que no bailarán su música. ¡Cínicos! ¡Ellos han bailado los ritmos tenebrosos que les ha impuesto la derecha más fascista que ha tenido España desde la muerte de Franco! ¡Y se han manifestado con ella! ¡Y se han hecho fotos, bien satisfechos de haber colaborado en la noble causa de fortalecer la intocable unidad de España!

Progres que se ahogan en sus propias dudas con respecto a Cataluña, que desencantan y pierden simpatías entre quien les había creído y les había votado.

Y, en el otro lado, en medio de este panorama de tanta hostilidad, independentistas de los que no hablaré, porque son los míos y no necesito aclarar las ideas. Eso es lo que pretendo cuando escribo, estructurar mis pensamientos, y en este caso ya no lo necesito.

De los independentistas sólo diré que me hubiera gustado que fueran juntos en una lista única, en un frente común, pero que en este punto del proceso también entiendo que haya surgido la humana necesidad de diferenciarse de los demás para saber cuáles son los apoyos con que cuenta cada uno.

Para mí, el 21D, lo importante es votar a favor de la independencia, sin que importe demasiado a cuál de las tres formaciones. Llegado el caso, estoy seguro de que serán capaces de entenderse. Pero, para nosotros, ahora es hora de votar por Cataluña pensando que tenemos gente en la cárcel y en el exilio.

Deixa aquí el teu comentari.

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out /  Canvia )

Google photo

Esteu comentant fent servir el compte Google. Log Out /  Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out /  Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out /  Canvia )

S'està connectant a %s